La dueña del hotel Poe: Bárbara Jacobs.

Bárbara Jacobs

Nació en la Ciudad de México en 1947, en el seno de una familia de inmigrantes libaneses. Fue la segunda de cinco hijos, una chica mayor y tres hermanos menores. Sus abuelos por parte de padre y madre eran comerciantes libaneses que emigraron a América a principios del siglo XX. Su abuelo paterno, judío no practicante emigró a Estados Unidos vía Nueva York donde nació su padre y el materno a ciudad de México vía Veracruz donde nació su madre. Su padre y su madre que eran primos paternos se conocieron y se casaron. Vivieron primero en Estados Unidos y después a México.

Su padre fue Emile Jacobs, periodista en Moscú en los años 30, combatiente de la Brigada Lincoln en la guerra civil de España contra el fascismo -donde aprendió español-, sargento congelado en el ejército de Estados Unidos, emigró a México. Aunque él era agnóstico, por voluntad de su madre, Amina, murió en el rito maronita. Se crió en la residencia de sus abuelos maternos ubicada la calle de Rafael Checa, en Chimalistac, con sus cuatro hermanos, pero también con los 17 nietos de sus abuelos. Ese jardín, con muchos árboles y varias casas, pertenecía a la familia libanesa Barquet, tíos, tías, primos, primas, cuñadas, hermanas, todas Barquet, y en medio de ellas, encerrado en su biblioteca, sin hablar con nadie, leía en su sillón a la mejor luz Emile Jacobs.

El abuelo Barquet en los años cuarenta del siglo XX, y tras la muerte de su hijo mayor compró y amuralló una propiedad de una hectárea arbolada que en el siglo XVI había sido parte del huerto del Convento del Carmen, a un costado del Río de la Magdalena.

Con frecuencia la figura de su padre está presente en su literatura. Destaca sin embargo el relato en Las hojas muertas (1987) su primera novela, que ganó el Premio Xavier Villaurrutia1 y ha sido traducida al inglés, al italiano y al portugués; asimismo fue seleccionada para el Correo del libro mexicano de la Secretaría de Educación Pública, en edición de treinta mil ejemplares fuera de comercio, destinada a bibliotecas de las secundarias públicas del país.

A los cuatro años, ya había escrito su primer cuento y años más tarde empezó a llevar un diario.

A los doce años fue expulsada de su escuela de primaria y sus padres la enviaron a un convento de Montreal para retomar el curso equivalente a secundaria. Regresó a los pocos meses a su país. Se licenció en psicología clínica por la Universidad Nacional Autónoma de México en 1976.

En octubre de 1970 se inscribió en el taller de cuento que coordinaba Augusto Monterroso en la UNAM. A partir de esa fecha, y sin dejar de ser nunca discípula de Monterroso -explica en la narración de su propia historia- pasé a ser su mujer, su esposa y, treinta y dos años más tarde, su viuda (que, como papel, no asumí).

Su primer texto publicado fue en 1970, momento en el que empezó a colaborar en revistas y suplementos literarios y su primer libro: Doce cuentos en contra publicado en 1982. Las Las hojas muertas fue el primer libro que empezó a escribir, pero cronológicamente es el tercero que apareció. Tardé 10 años en escribirlo y tengo 10 versiones explicó en 2015 durante una entrevista realizada por su amiga Elena Poniatowska.

En 2014 publica La dueña del Hotel Poe con un punto de partida autobiográfico.

También realizó estudios de traducción: fue becaria de El Colegio de México; de AT&T, 1993, para una residencia en la Universidad de Iowa; y del FONCA 1992–1993. Posteriormente fue profesora de lengua inglesa en la UIA y de Traducción en El Colegio de México.6 Entre sus trabajos de traducción destacan los realizados con textos de Walter de la Mare, Kurt Vonnegut Jr., Lillian Hellman, Stanislaw Lem y a Carson McCullers.

Desde 1994, pertenece al Sistema Nacional de Creadores de Arte de México.

Algunos de sus obras se han publicado en antologías colectivas en castellano, inglés, francés, italiano y alemán. Sus libros se han publicado en México, Estados Unidos de América, España, Portugal, Argentina e Italia.

Vida personal
Conoció al escritor Augusto Monterroso con quien se casó. Vivieron juntos 32 años hasta su muerte en 2003.2 Jacobs retrata su relación en el libro-homenaje Vida con mi amigo, publicado en 1994. Con él escribió su Antología del cuento triste. Cuando él murió, entregó su legado guatemalteco y mexicano, continental y universal, a la Universidad de Oviedo.

Posteriormente se casó con el pintor y escultor Vicente Rojo, que también acababa de enviudar. Ambos matrimonios se conocían desde hace años.2 Con sus ilustraciones publicó Leer y escribir (2011).9
Obras
Doce cuentos en contra (1982)
Escrito en el tiempo (1985) Ensayo
Las hojas muertas (1987)
Las siete fugas de Saab, alias “el Rizos” (1992)
Antología del cuento triste (1992) con Augusto Monterroso
Vida con mi amigo (1994)
Juego limpio (1997) Ensayo
Adiós humanidad (2000)
Carol dice y otros textos (2000)
Escrito en el tiempo (1985)
Juego limpio (1999)
Florencia y Ruiseñor (2006)
Vidas en vilo (2007)
Nin reír (2009)
Lunas (2010)
Leer y escribir (2011) con imagenes de Vicente Rojo
La dueña del hotel Poe (2014)

 

La dueña del hotel Poe obra de la escritora Bárbara Jacobs

La dueña del Hotel Poe es una novela que se va contando a sí misma conforme avanza, al tiempo que explica las razones que le dieron origen. Crónica de un ejercicio narrativo, es a la vez un ejercicio de la imaginación en el que la autora se desdobla en otras a lo largo del relato en una suerte de muñeca rusa novelística y autoral.

hotel-poe
Como en una espiral sin fin, comenzamos con una novela breve dentro de la novela; a continuación, diversos textos ensayísticos y fragmentos de un diario personal permiten adivinar la personalidad de su autora, la dueña del Hotel Poe. Ésta planea una fiesta de aniversario del hotel e invita por correo electrónico a personas reales. Los corresponsales responden y la novela se vuelve una ficción/no ficción epistolar. Paralelamente, interviene la voz de una amanuense, a quien no le gusta el manuscrito de la autora…
Texto que viaja de la narración convencional hacia la metaliteratura, La dueña del Hotel Poe es un ejercicio fronterizo, un arriesgado experimento en los límites entre ficción, autoficción y no ficción que pone de cabeza (no una sino varias veces) la construcción novelística de la verosimilitud, a la vez que ofrece temblorosas visiones y entrevisiones de una compleja personalidad contemplada desde numerosos y hasta superpuestos puntos de vista.Ciclo Protagonistas de la Literatura Mexicana: Bárbara Jacobs

 

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s