“Glándula Pineal, la conexión” de Fresia Castro

Resultado de imagen para fresia castro glandula pineal libro

Fresia Castro, creadora del método Cyclopea de activación interna de la glándula pineal, presenta un nuevo libro que cambia la perspectiva sobre el origen y destino del ser humano. La autora afirma que dicha activacin permite al individuo potenciar su s habilidades creativas al recuperar su real identidad. En cada uno de los seres humanos existe u n programa de encendido al que se puede acceder cuando el ser ya se ha respondido las t res preguntas fundamentales: .Quien soy?., .Qué estoy haciendo aqui?. y .Hacia donde voy?..
Glándula pineal: La conexión, revela la gran clave, el secreto mejor guardado al abrigo de quien se ignora a si mismo. Que  hay más allá de la pineal? Fresia Castro nos conduce a nuestro origen, ms all del cielo. y propone una técnica para todos aquellos que sienten el llamado interno. Sin esta técnica, la activación real de la glándula pineal y del cuerpo pituitario -además de otros circuitos- resultará imposible.
El libro incluye pautas y ejercicios para provocar la conexión y posterior activación interna de la glándula pineal, volviéndonos conscientes del contenido de la información celular que no esta activa en nuestro código genético. Contiene también una guía para llevar adelante el entrenamiento propuesto en el método.

FRESIA CASTRO

El trabajo de Fresia Castro puede resumirse en una palabra: “Creación”.

Es una creadora de universos, en sus más de 30 años de experiencia, Fresia ha sido una visionaria, desarrollando una metodología con más de veinte talleres basados en el conocimiento profundo del Ser, la auto-maestría y la creatividad aplicada.

Esta mujer sencilla, cálida y determinada, ha sido una férrea impulsora de la recuperación de la sabiduría ancestral Americana, cautelando con tenacidad las claves que nos hacen ser los arquitectos de nuestras vidas con la capacidad de manifestar lo que hemos soñado.

La aplicación de esta metodología ha impactado en distintos ámbitos, cómo la salud, la psicología, el arte, la educación, así como en organismos de gobierno, empresas privadas e instituciones avocadas en la recuperación de talentos y potencias de niños, jóvenes y adultos.

La Revista internacional “RRHH Management”, la consideran entre los 10 “Gurús” americanos, dentro del mundo Empresarial.

Ha sido considerada también por la Revista Internacional “Mujer Ejecutiva” en México, como “Revolucionaria de la Conciencia”.

Escritora, con varios best-sellers latinoamericanos, Master en Artes del École des beaux-arts de Paris y creadora del método de Activación Interna de la Glándula Pineal.

Periodista especializada en el área Científica, con un Post Grado en Culturas Precolombinas, Post Grado en Psicología, Máster en Artes, Escritora, Impulsadora del Rol Espiritual y Cultural Ancestral de América Latina, para el mundo. Vivió más de diez años en el Desierto de Atacama. Creadora de los talleres de Arte Americano y presidenta de la Corporación de Arte Americano AMERARTE, enseñando y rescatando las potencias creativas de los pueblos ancestrales del altiplano chileno.

SUS LIBROS

El cielo está abierto” actualmente en su 17° edición, “Surameris y el cofre de los secretos” 12° edición, “Estamos todos muertos…las buenas noticias” y “El Símbolo Final, más que un método un plan para América” han sido editados en Chile, México, y algunos de ellos en España, Argentina, y Estados Unidos. “Tlanté: y los enredos del tiempo” El manifiesto revolucionario del Amor, editado a finales del 2014, su más reciente publicación, nos invita a un mágico mundo ancestral en los albores del tiempo en Machu Picchu, donde se diseñó cuidadosamente el plan que hoy es nuestro deber como Americanos completar.

La película “The Connection” (producción chileno/mexicana/española) está basada en su aventura y experiencia vivida, en su peregrinaje interior en el desierto de Atacama, así como en la visión científica sobre su investigación y posterior creación del Método Cyclopea.

El documental “América la Revelación” co-producción chileno/mexicana/española, de lanzamiento gratuito al mundo, que cambia la visión de nuestra historia americana, está basada en sus investigaciones y en sus conferencias “América el Símbolo Final“, que ha impartido en distintos países.

Hoy, su paisaje se encuentra entre las montañas, en donde pasa la mayor parte de su tiempo, pintando sus cuadros de Ángeles, las melodías que interpreta en su piano y plasmando lo que serán sus próximas publicaciones.

 

Compilación realizada por Lorena Lacaille, escritora, traductora, biblioterapeuta, consultante en Feng Shui y terapeuta en Eft (técnicas de liberación emocional). 

 

 

Anuncios

“La chica normal” de Manuel Montalvo.

Como dijo el clásico, lleva el que ha vivido. Y Manuel Montalvo ha vivido en un tiempo y en un país, en una ciudad y en unas noches que quizá sean las más nuestras. Fuerte y tatuado, cada tatuaje es una cicatriz y cada cicatriz un tatuaje. Su existencia es el reflejo de que la Literatura ni redime ni ése debe ser su objetivo, pero hay escritores concretos que sí pueden redimirse por la escritura.

En el prólogo personal de Manuel Montalvo (Madrid, 1980) está el condicionante de venir de familia humilde, la trágica pérdida de un ser querido y las noches como cancerbero de los garitos sin sol ni día. Más o menos cuando Madrid ‘la nuit’ llegó a ser ‘Chicago años 30’. De eso hará poco, por lo que el background de Montalvo está fresquísimo. Con todo esto en la ficha biográfica, ya Montalvo se saldría de cualquier tipo de horma. Pero es nuestro autor poseedor de claroscuros que no tiene rubor en confirmar.

Porque la existencia puede o no ser un género literario; lo es, quizá, si hay el valor de contarse y confesarse. Y entonces ese valor de poner las tripas en negro sobre blanco, como diría Dragó, evidencia el escape a la horma.

Narrador de impulsos

Responsable de seguridad de discotecas, Montalvo fue ‘gorila’ a razón de un físico imponente y de esa diplomacia que algunos humanos muestran en el Averno.

Contó Javier Negre en El Mundo que el día de la tragedia del Madrid Arena nuestro #fueradehorma andaba allí. Esa noche no trabajaba, y se implicó en el rescate en aquel Halloween en el que toda una generación perdió la inocencia. De hecho, en sus libros no obvia la brutalidad del vivir. (“Mi pasado ya no pesaba tanto y resurgieron las ganas de continuar con ese nuevo recorrido. Porque, si lo pensamos bien, la vida se trata de eso: vivencias que nos hacen crecer como seres humanos (…)”).

Se accede a la escritura de Montalvo como quien accede a un universo conocido, cercano. La moral a estas alturas lectoras sirve de poco; despojados de ella la narración es ya más clara.

Descarnado

Montalvo anduvo en el hampa y se rehabilitó. Empezar con 16 años en la puerta de un local tiene que marcar necesariamente. Vivió deprisa y dejó un bonito escritor. Pisó poco el trullo y ese tiempo en la trena le cambió el chip. El Lute se sacó Derecho en la cárcel y Montalvo se sacó la carrera en su casa. Después anduvo por destinos exóticos, pacificando el espíritu, y cayó en que lo suyo podría ser la crónica de una vida intensa. Y algo más. Entonces publica Cosas y pelo, donde el sexo figura como pulsión, adicción: se descarna Montalvo frente a quienes aún subliman la Biología.

Sin cursilería

Alcanza una suerte de consagración. Y empiezan a llegarle los reconocimientos, y se da cuenta que la sinceridad bien escrita es tan literaria como los mundos de Tolkien. Da a la imprenta Cartas al cielo, donde este tipo duro y musculado es más emotivo en un desgarrador breviario sobre la muerte.

Continua su narrativa, digamos que más sexual, con Dolor. Y es que en torno al sexo, en la crudeza del mismo, Montalvo encuentra también a su público. (“Cabalgaba encima de mí como una experta amazona. Con tanta delicadeza que no había un solo centímetro de su piel que no reaccionase ante tal arrojo. Ella era el sexo. Sexo elevado a su máxima expresión. Y su olor era capaz de advertirte de la peligrosidad de sus curvas. Desprendía un aroma a perdición y dependencia. Carmen tenía el poder de llevarte hasta donde quisiera”).

No obstante, la dureza de Montalvo no es ajena a ciertas posibilidades que tiene el Ser Humano para exprimir los sucedáneos de felicidad. El periplo vital de este #fueradehorma tiene en su última novela, La maldita manía de quererte, una historia más polifónica en la que parece haber puesto en sordina aquel despiadado mundo que al final acaba apareciendo. Montalvo no puede obviar su sinceridad, ni acunarnos con cursilerías; es por esto por lo que avanzada su novela entendemos que su protagonista, Kilian, es de carne y hueso.

Sincero

Para retratar a Montalvo en esta sección, para escribirle el perfil, lo encontramos en el veraneo madridí del pantano de San Juan. Nos cuenta que descubrió que era escritor “tras la publicación de su segundo libro”, y que todo lo escrito/publicado antes no era sino “la necesitad de contar lo que tenía dentro”. Se trata de un novelista sincero, para el que no hay rutinas frente al folio en blanco: “Cuando estoy con un libro nuevo escribo en todos sitios. A poder ser en lugares con gente y ruido. No sé el motivo pero me concentro mucho más”.

Sorprende su timidez cuando prefiere contarnos por escrito el momento en que ya se supo escritor. Hay una ternura y un dolor que se les escapan a Montalvo, y por eso nos resulta tan cercano.

La nueva y sorprendente novela de Manuel MontalvoResultado de imagen para manuel montalvo yo era un achica normal

«En realidad no sé cuál es el motivo de escribir este libro. Ni siquiera tengo la certeza de que llegue a manos de alguien. Lo único que tengo claro es que necesito contar esta historia. Me van a matar. Si os dijese que no tengo miedo os mentiría. Mi único consuelo es que sé que servirá para algo. Estoy segura de que esto significará un antes y un después en la vida de muchos. Y que mi sacrificio puede servir para que, por fin, todo cambie. Yo, un día, y aunque os parezca increíble después de leer esta historia, también fui una chica normal».

 

 

Compilación realizada por Lorena Lacaille, escritora, traductora, biblioterapeuta, consultante en Feng Shui y terapeuta en Eft (técnicas de liberación emocional). 

«El diablo me obligo» de Francisco Haghenbeck

Qué pasaría si Tarantino adoptase la imaginería fantástica de Clive Barker para realizar una delirante historia de cazadores de diablos en un ambiente de novela negra?

Suena raro, ¿verdad? Lo cierto es que este tipo de propuestas ya se han visto en el terreno del cómic, pero eran desconocidas en el panorama literario, menos propenso a dar rienda suelta a la imaginación de una manera tan delirante. Y es que El diablo me obligó es, ante todo, una obra que desconcierta desde el principio. Muestra a un protagonista de lo más peculiar, Elvis Infante, un exconvicto y exsoldado que posee una tienda de objetos de santería, alebrijes y otros artefactos extraños en Los Ángeles, ciudad donde transcurre casi toda la trama de la historia. Pero lo suyo no es precisamente la venta de cachivaches embrujados, eso no es más que una tapadera de su verdadera ocupación, la de diablero. Un tipo que realiza exorcismos para capturar a los demonios y venderlos en un mercado negro ávido de ángeles, diablos y otras criaturas sobrenaturales para organizar peleas a nivel mundial. Una premisa valiente en literatura, donde la complejidad de los personajes es primordial para darles consistencia, y la verosimilitud del mundo en que se desenvuelven se hace más difícil de digerir que en los medios audiovisuales o en la ilustración (quizá más debido a los prejuicios del consumidor literario medio). Pero el autor no se arredra ante esa dificultad y añade al guiso un puñado de personajes atípicos, un capitán del ejército estadounidense que manda a sus “chicos” a capturar talibanes en las montañas afganas bajo el riesgo de encontrar en el mundo subterráneo criaturas y maldiciones que superan la imaginación, una lolita gótica en su papel de asesina, un sacerdote con estudios de psicología al que le es inevitable mantener relaciones sexuales con señoras de alto estrato social, una atractiva detective o un traficante de diablos. El elenco es extraordinario y el autor juega con ellos con acierto tejiendo una novela cargada de acción, una pizca de humor negro y mucha imaginación. Quizá Benjamín, el sacerdote, se me hizo menos creíble en sus inicios, aunque a raíz de cruzarse en el camino con Elvis Infante gana enteros y se va haciendo más plausible a medida que tienen lugar sus reflexiones internas. Las últimas páginas del libro no terminan de convencer, no por erróneas, pero son tan amplísimas las posibilidades que abre el autor que el lector se queda con ganas de más retos y de llegar al culmen en la historia particular de cada uno de los personajes.

Resultado de imagen para el diablo me obligo libro

Haghenbeck ha mencionado en alguna ocasión que ha bebido de autores de diversas disciplinas como Clive Barker, Stephen King, Alan Moore o Tarantino, y desde luego que se aprecia, así como la relación de sus escritos con el universo del ilustrador mexicano Edgar Clement. Pese a todo lo anterior, lo más sobresaliente de la novela pudiera ser el capítulo donde los soldados americanos encuentran algo inesperado en las cuevas subterráneas. La narración aquí se vuelve frenética y tan desbordante de imaginación, tan vívida, sorprendente y terrorífica, al mejor estilo de Barker, que solo por eso ya merece la pena haber leído el libro.

 

 

 

Compilación realizada por Lorena Lacaille, escritora, traductora, biblioterapeuta, consultante en Feng Shui y terapeuta en Eft (técnicas de liberación emocional). 

El puente de Clay, de Markus Zusak.

El autor de “La ladrona de libros”, Markus Susak, vuelve este año con una nueva novela. Esta vez se trata de “El puente de Clay” una saga familiar que espera tener tanto éxito como su primera novela.

La novela se publicará en España el 8 de noviembre por Lumen. La sinopsis oficial es la siguiente:

Los cinco hermanos Dunbar viven en la más pura indigencia en un hogar sin adultos, cuidando los unos de los otros, luchando por sobrevivir en un mundo que los ha abandonado.

Pero hoy, su padre, el hombre que los dejó sin mirar atrás, vuelve a casa.
Pero ¿por qué ha regresado, y en qué se han convertido sus hijos desde que se marchó?

Matthew, cínico y poético, el que lleva las riendas de la familia; Rory, siempre faltando a clase; Henry, una máquina de hacer dinero; el pequeño Tomy, coleccionista de mascotas que ha colonizado la casa con animales disfuncionales, como Aquiles, la mula, y Rosy, el border collie. Y luego está Clay, el callado, perseguido por un suceso del que no se puede hablar.

Desde su abuelo, cuya pasión por los antiguos griegos aún llena de color sus vidas, pasando por sus padres, que se conocieron gracias a un piano extraviado, hasta el presente, en el que cinco niños viven en un hogar en el que solo existen sus reglas, El puente de Clay es un retrato magnífico de una familia disfuncional y de cómo Clay tratará de revelar un trágico secreto que lo mortifica. Esta es la historia de un niño atrapado en una vorágine de destrucción que tratará de construir un puente para salvar a su familia, pero también para salvarse a sí mismo.

 

el puente de clay-markus zusak-9788426405906

El escritor Markus Zusak nació en Sydney, Australia, el 23 de junio de 1975, siendo el más joven de cuatro hijos de padres inmigrantes alemanes y austriacos. Ninguno de los padres podía leer o escribir en inglés cuando llegaron a Australia, pero querían que sus hijos dominaran el idioma y los alentaron a leer y comunicarse en inglés desde una edad temprana. Zusak comenzó a escribir ficción a los 16 años y se graduó en pedagogía. Antes de convertirse en un autor profesional, trabajó brevemente como pintor de casas, conserje y profesor de inglés de la escuela secundaria.

Comenzó su carrera escribiendo ficción para adultos jóvenes; The Underdog, la primera novela de Zusak, se publicó en 1999 y le siguieron dos secuelas, Fighting Ruben Wolfe (2001) y When Dogs Cry (2002). Su novela de 2002 , The Messenger, fue bien recibida y premiada internacionalmente, incluyendo el premio Michael L. Printz, a la excelencia literaria en la literatura de adultos jóvenes.
En 2006, la quinta novela de Zusak, The Book Thief, se publicó en su Australia natal como el primer trabajo del autor de ficción “para adultos”, pero su editor norteamericano Knopf la comercializó como otra obra de ficción para jóvenes adultos. Exitosamente publicados, más de un millón de copias de The Book Thief se han vendido vendieron internacionalmente, y la novela recibió otro Printz Honor.
Zusak nació de padre austríaco y madre alemana, quienes vivieron la Segunda Guerra Mundial de primera mano en sus países de origen. El escritor ha declarado que The Book Thief era diferente a todo lo que había escrito antes y en gran parte inspirado en las historias que sus padres le contaron cuando era niño acerca de los tiempos de guerra de Munich y Viena. Zusak ha señalado específicamente dos historias que su madre le contó, una de los bombardeos de Munich, y otra de los judíos que marcharon a través del pueblo de la madre de Zusak, rumbo al campo de concentración de Dachau.
Resultado de imagen para markus zusak escritor
Al igual que el personaje Hans Hubermann, del ladrón de libros, el padre de Zusak era pintor de casas y, a una edad temprana, Markus también quería ser pintor de casas. Comenzó a escribir cuando era adolescente, y citó a The Old Man and the Sea y What’s Eating Gilbert Grape como su inspiración. La sexta novela de Zusak, una ficción para jóvenes adultos titulada Bridge of Clay, fue publicada en noviembre de 2009.

 

 

Compilación realizada por Lorena Lacaille, escritora, traductora, biblioterapeuta, consultante en Feng Shui y terapeuta en Eft (técnicas de liberación emocional). 

«Transforma las heridas de tu infancia» con Anamar Orihuela

De Anamar Orihuela, autora del bestseller Hambre de hombre.

Un libro que despeja el camino para lograr una vida feliz, plena, sin culpas ni complejos. La clave: aliviar el dolor de nuestro niño interior y sanar las heridas que nuestros padres y las circunstancias dejaron en nuestra vida.

A veces crecemos con inseguridades, temores, dudas y un carácter marcado por el dolor, el miedo y el abandono. Llegamos a la edad adulta vigorosos y con el éxito en nuestras manos, o amargados porque la vida es cruel e injusta. Entonces reflexionamos: lo tenemos todo para ser felices pero algo nos pasa, una nube negra nos persigue, no somos capaces de tomar la mejor decisión, ¿por qué?

Con claridad, comprensión y una cercanía terapéutica amorosa, Anamar Orihuela define esas heridas que nos mortifican y agobian mientras crecemos: Rechazo, Abandono, Humillación, Traición e Injusticia. Explica cómo se manifiestan, en qué etapa de nuestra vida afectan nuestros sentimientos, qué antídotos son efectivos para sanar las heridas y cómo trascender las relaciones padre-niño para aliviar, tener seguridad y vivir en confianza y armonía.

Resultado de imagen para transforma las heridas de tu infancia libro

Además, Transforma las heridas de tu infancia ofrece invaluables ejercicios de sanación de las heridas de la personalidad, una Meditación sanadora que aclare nuestras inquietudes y un bello Decreto de sanación de las heridas de la infancia que, sin duda, cambiará positivamente nuestra vida.

 

Anamar Orihuela. Psicoterapeuta, especialista en análisis transaccional, maestra en Terapia gestal. Sus conferencias y talleres se enfocan en cómo sanar las heridas de la infancia, superar el autosabotaje, librarse del enojo y empoderar a las mujeres. Es autora del libro Hambre de hombre, entre otros.

 

 

Compilación realizada por Lorena Lacaille, escritora, biblioterapeuta, traductora, consultora en feng shui, terapeuta en EFT (técnicas de liberación emocional) y metafísica.

La fábrica de chocolate de Roald Dahl

Roald Dahl, (Llandaff, 1916 – Oxford, 1990) Escritor británico conocido especialmente como autor de narraciones infantiles y juveniles, pese a que su producción para adultos fue también de destacable calidad. Muchos de sus relatos se han convertido en películas de gran éxito internacional.


Roald Dahl

Su padre, de origen noruego, murió cuando el futuro escritor sólo tenía tres años. Esta desaparición dejó en apuros económicos a la familia, que hubo de trasladarse a una casa más pequeña. La madre prefirió seguir viviendo en Inglaterra antes que regresar a Noruega, cumpliendo con ello el deseo de su marido de educar a sus hijos en escuelas británicas.

Fue precisamente la estricta educación inglesa, que incluía fuertes castigos, lo que menos agradaba al pequeño Roald. Sus momentos más felices los vivía en verano, cuando viajaba con su madre y sus hermanos a Noruega. No brilló especialmente en sus estudios, aunque destacó en actividades deportivas como el boxeo.

Más interesado por la acción y la aventura que por el esfuerzo intelectual, al cumplir los dieciocho años se hizo explorador, en lugar de matricularse en la Universidad, como quería su madre. Luego trabajó como vendedor hasta que, a los veintitrés años de edad, se alistó como aviador para luchar en la Segunda Guerra Mundial, y sirvió en las Fuerzas Aéreas Reales en Libia, Grecia y Siria. En las campañas del continente africano su avión fue alcanzado en varias ocasiones por los disparos del enemigo, y en una ocasión llegó a ser derribado. Dahl salvó la vida de milagro, aunque tenía heridas tan graves que fue enviado a casa.

Su primera recopilación de relatos (Over to You; 10 Stories of Flyers and Flying, 1946) evocaría los horrores vividos en la guerra. Recuperado de sus heridas, en 1942 fue destinado a Washington como experto en asuntos de aviación de guerra; hasta 1945 trabajó para la Seguridad británica en Estados Unidos. Fue allí donde empezó a hacerse famoso como escritor, al ponerse a narrar en periódicos y revistas su visión de la guerra.

Dahl alternó tempranamente estas ocupaciones con su dedicación a la literatura infantil y juvenil, que se intensificaría a partir de la década de los sesenta. Casado en 1953, fue padre de cuatro hijos a los que acostumbraba a contar cuentos que a menudo se convertían en novelas. Su primer libro para niños habia sido Los gremmlins (1943). Pronto obtuvo grandes éxitos con títulos como James y el melocotón gigante (1961) y Charlie y la fábrica de chocolate (1964).

Por esa época sufrió también graves reveses: vio morir a su pequeña hija Olivia en 1962, y, tres años después, su esposa Patricia Neal sufrió una peligrosa enfermedad que estuvo a punto de dejarla ciega e inválida. Para colmo de males, su hijo Theo sufrió un grave accidente de carretera que le causó daños en el cerebro cuando sólo tenía tres años. Dahl pasó muchos meses trabajando en una válvula especial que servía para sacar líquidos de la cabeza de su hijo y permitía a éste vivir con normalidad, sin tener que permanecer conectado a una máquina.


Roald Dahl con su esposa, Patricia Neal

A pesar de estas desgracias, Dahl logró salir adelante y continuó escribiendo obras que le hacían cada vez más famoso en todo el mundo. Con Matilda, uno de sus últimos libros (convertido también en película de gran éxito), batió todos los records de ventas. No hay que olvidar, sin embargo, la importancia de su narrativa para adultos, en la que cultivó variados géneros. También fueron frecuentes sus colaboraciones con el cine; escribió, entre otros muchos, varios guiones para la serie de películas de James Bond.

La obra de Roald Dahl

Aunque es recordado especialmente por sus narraciones para niños y jóvenes, Roald Dahl escribió numerosas obras para adultos de indudable interés y calidad, entre las que sobresale Relatos de lo inesperado, una brillantísima colección de cuentos de intriga y humor negro. Mi tío Oswald (1979) se halla muy cercano a la ficción futurista: trata sobre la venta de espermatozoides de los hombres más brillantes del planeta. Otras obras destacadas fueron La venganza es mía, Génesis y catástrofe, Historias extraordinarias y El gran cambiazo. Sobresalió especialmente en el cuento corto, con historias mordaces e impactantes rayanas en la irrealidad y lo morboso o macabro en muchos casos; en ellas creó un clima amenazante, extraño, vinculado a la irracionalidad, combinando agudamente el humor negro con el suspense.

Sin embargo, en sus historias para jóvenes late la fábula moral. Algunas de sus obras en el campo de la narrativa infantil y juvenil están consideradas entre las mejores de todos los tiempos. De hecho, sus relatos gustan tanto a los niños como a los mayores, ya que, en medio de sus historias protagonizadas por jóvenes, hay humor y crítica a la sociedad contemporánea. Junto a la magia y la fantasía, en sus libros aparece también la maldad y otros defectos del ser humano.

 

Charlie y la fábrica de chocolate (1964) fue la novela que le hizo famoso entre los jóvenes de todo el mundo; llegó incluso a ser elegida número uno en una encuesta realizada por el prestigioso diario Sunday Times para seleccionar las diez mejores obras infantiles. En Charlie y el ascensor de cristal continuó con el mismo personaje. Otros libros célebres son James y el melocotón gigante (1961), que cuenta la historia de un niño huérfano que vive con sus malvadas tías; Las brujas, que narra el enfrentamiento de un niño y su abuela con la terrible Asociación de Brujas de Inglaterra; y Los cretinos, que recoge historias de una pareja de viejos refunfuñones que odian a los niños.

Autor prolífico, la lista de obras memorables es extensísima: Danny, el campeón del mundo, El dedo mágico o la ya citada Matilda, la historia de una niña enamorada de los libros. Las novelas Boy y Volando solo se basaron en la vida del propio autor. Y todavía merecen destacarse Qué asco de bichos, El superzorro, La maravillosa medicina de Jorge, El gran gigante bonachón, Cuentos en verso para niños perversos, El vicario que hablaba al revés, Mi año, Los Mimpis y Agu Trot.

Charlie y la fábrica de chocolate

Celebrada como la mejor novela juvenil del autor, Charlie y la fábrica de chocolatese publicó en 1964 y tuvo un extraordinario éxito: se han vendido más de 13 millones de ejemplares en todo el mundo y ha sido traducida a 32 lenguas. Su perdurable popularidad indica lo bien que el autor comprendió, apreció y se comunicó con los más jóvenes. En fechas más recientes, la versión cinematográfica de Tim Burton (2005) ha contribuido a divulgar la obra entre las nuevas generaciones.

El protagonista, el pequeño Charlie Bucket, vive con sus padres y sus abuelos. Desde el principio, la pobreza se observa en cada rincón de la casa: en la sopa aguada que comen, en la falta de trabajo de su padre… El sórdido panorama que se describe no deja de parecernos, con todo, entrañable: a pesar de las dificultades, es un hogar en el que fluyen el amor, el respeto y la honestidad.

Desde la ventana que hay junto a su cama, Charlie ve la inmensa y misteriosa fábrica de sus chocolates favoritos; viéndola repite las fantásticas historias que su abuelo (que había trabajado en ella) le ha contado. Nadie entra en la fábrica desde hace décadas; sólo salen camiones con mercancías.


Fotogramas de Charlie y la fábrica
de chocolate
(2005), de Tim Burton

Un día Willy Wonka, el propietario, anuncia que dentro del envoltorio de cinco tabletas de chocolate se esconde una lámina dorada que permitirá el acceso a la fábrica, y que cinco niños con cinco acompañantes adultos podrán visitar el lugar que produce los chocolates más ricos del mundo. Como nadie conoce la fábrica de Wonka, el concurso excita la curiosidad de la población, necesitada de sueños y fantasías que la salven de la mediocridad que la rodea.

Uno de los ganadores es Charlie; visita la fábrica con su abuelo y con los otros cuatro agraciados. Si bien Charlie es un buen niño, a los restantes que consiguen entrar en los dominios de Willy Wonka los dominan los peores vicios de la humanidad. Augustus representa la glotonería que provoca obesidad; Veruca, la exigencia y el egoísmo insoportable de los mimados; Violet, la estupidez de los que se creen los mejores, se sienten merecedores de todos los premios y detestan a los demás; Mike, absorbido por la televisión, está impregnado de agresividad y violencia; es destructivo y sabelotodo. También Wonka, el propietario, es peculiar: es el hijo de un dentista intolerante; acusa la falta de afecto paternal sufrida en su infancia y se deprime recordándolo. Su evolución a través del contacto con el joven Charlie es conmovedora.

Pese a su hiriente y mordaz sentido de la ironía, la novela se convierte, por su sentido moral, en una emocionante aventura humana de la que se sale mejor persona. En el desarrollo de la historia, cada uno recibe la lección de vida que le permitirá corregir sus vicios; los lumpalumpas, con sus cancioncillas, dan la moraleja correspondiente. La obra reconoce como valores positivos la buena educación, la cortesía o el respeto a las personas mayores, y contiene lecciones de cultura, ciencia o ética, subrayando el papel de la familia en la educación.

Resultado de imagen para cuentos para niños perversos

 

Los cuentos clásicos más famosos como nunca nadie los había contado: Cenicienta se casa con un fabricante de mermeladas; los siete enanos y “Blanquita” (Blancanieves) se dedican al juego, los tres osos se comen a la niña de los rizos de oro y Caperucita Roja se hace un abrigo con la piel del lobo. ¡Todo en clave de humor y poesía!

 

 

 

Compilación realizada por: Lorena Lacaille escritora, biblioterapeuta,  traductora, especialista en Feng Shui y terapeuta en EFT (técnicas de liberación emocional)

 

“La Templanza”, de María Dueñas.

Nada hacía suponer a Mauro Larrea que la fortuna que levantó tras años de tesón y arrojo se le derrumbaría con un estrepitoso revés. Ahogado por las deudas y la incertidumbre, apuesta sus últimos recursos en una temeraria jugada que abre ante él la oportunidad de resurgir. Hasta que la perturbadora Soledad Montalvo, esposa de un marchante de vinos londinense, entra en su vida envuelta en claroscuros para arrastrarle a un porvenir que jamás sospechó. De la joven república mexicana a la espléndida Habana colonial; de las Antillas al Jerez de la segunda mitad del XIX, cuando el comercio de sus vinos con Inglaterra convirtió la ciudad andaluza en un enclave cosmopolita y legendario. Por todos estos escenarios transita La Templanza, una novela que habla de glorias y derrotas, de minas de plata, intrigas de familia, viñas, bodegas y ciudades soberbias cuyo esplendor se desvaneció en el tiempo. Una historia de coraje ante las adversidades y de un destino alterado para siempre por la fuerza de una pasión.

Resultado de imagen para maria dueñas  La templanza

 

 

María Dueñas Vinuesa es una escritora española nacida en el año 1964 en Puertollano (Ciudad Real), hija de un economista que trabajaba en una refinería. Es la mayor de ocho hermanos.

En su adolescencia se trasladó a Madrid, en donde estudió Filología Inglesa. En la actualidad reside en Cartagena y es profesora en la Universidad de Murcia.

Debutó como novelista con “El Tiempo Entre Costuras” (2009), libro que se convirtió en un fenómeno de ventas con el protagonismo de Sira Quiroga, joven costurera que, tras ser abandonada por su novio en Marruecos, reside en diferentes localidades mientras en su contexto se producen diversos conflictos bélicos y políticos. Esta novela fue llevada a la televisión con una serie protagonizada por Adriana Ugarte.

maria-duenas-novelas-tiempo-costurasSu segunda novela fue “Misión Olvido” (2012), libro que narra la historia de Blanca Perea, una profesora que, tras su ruptura matrimonial, se traslada a la universidad californiana de Santa Cecilia para catalogar la obra de un fallecido autor llamado Andrés Fontana. En los Estados Unidos, Blanca estrecha relaciones con Daniel Carter.

Tres años después publicó “La Templanza” (2015), romance en el siglo XIX entre un empresario endeudado y la mujer de un marchante de vinos.

Su última novela es “Las Hijas Del Capitán” (2018), libro protagonizado por tres hermanas españolas intentando lograr el sueño americano en el Nueva York del año 1936.

 

 

 

 

 

Compilación realizada por Lorena Lacaille, escritora, biblioterapeuta, traductora, consultora en feng shui, terapeuta en EFT (técnicas de liberación emocional) y metafísica.